MATRIMONIO… ¿AMOR O CONVENIENCIA?

Por Rocío Estrella.

Un abrazo muy grande a todos mis adorados leyentes de mi querido MEXICANEANDO, con todo mi amor estamos aquí de regreso esperando me hayan extrañado tanto como yo a ustedes.

El tema de esta ocasión llego a mi inspiración porque acabo de leer una encuesta publicada por el INEGI donde dice, que de cada 100 matrimonios el 18.7 por ciento se divorcia, y eso sin tomar en cuenta las parejas que se unen libremente y deciden dejarse. ¿En qué consistirá tanta dejadera?

Bueno, pues me di a la tarea desde hace más de medio año en preguntar a diferentes parejas porque decidieron casarse o juntarse, y las respuestas han variado, que si por comerse la torta antes del recreo, o porque ya se les pasaba el tren, o porque si conviene a sus intereses, pero en una cosa sí coincidieron el 95 % de los encuestados, en decir que fue por AMOR.

Y es aquí donde entran todas las respuestas a mi parecer, porque tomando en cuenta como se mueve el cerebro en cuanto al AMOR se trata, pues llegamos a la conclusión que es una emoción pasajera y cuando las parejas se van conociendo es cuando realmente vamos viendo con quien estamos. Muchas veces se dice…. ES QUE CUANDO LA CONOCI, ERA TAN DIFERENTE. Y no es así, lo que pasa es que el AMOR, no nos dejaba ver realmente como era la persona amada. Pero…. Definamos científicamente ¿Qué es el amor?

Los estudios realizados a través de resonancia magnética funcional por los ingleses Zeki y Bartels, han desmostrado que el amor activa dos procesos cerebrales que favorecen la “ceguera”

1.- Tienden a reducirse las áreas que se asocian a la distancia social y a las emociones negativas (corteza prefrontal y áreas parieto-temporales)

2.- Se activan centros de placer y apego, produciendo una fuerte gratificación y un olvido de los aspectos negativos.

Conclusión

*Las diferentes expresiones del amor tienen su origen en la fisiología cerebral.

*Escaners de cerebros han demostrado que, tanto en el amor maternal como en el de pareja, el patrón de funcionamiento cerebral es similar.

*Los sentimientos amorosos suprimen la actividad en áreas del cerebro que controlan el pensamiento crítico (eliminación casi total de la apreciación crítica de nuestros seres amados)

Ósea, para no hacernos más bolas, casarse o rejuntarse por puritito “AMOR”, es lo peor que podemos hacer.

La idea del matrimonio desde que se instituyo de manera religiosa o legal, fue con la finalidad de hacer alianzas, enriquecer familias o conservar las posesiones ya obtenidas anteriormente, ya que a través de las descendencias, esto quiere decir de los hijos, estas riquezas o intereses perpetuaban. Por ello, las parejas no tenían tantas expectativas en dicha unión, ya que sabían que era conveniente y si llegaba el amor después pues que bien, sino pues ni modo.

Si pensamos en la actualidad, también nos debería de mover el interés, pero no aquel donde queremos que nos saquen de pobres, o donde deseamos más que una esposa una sirvienta, sino el ver que este hombre o mujer me conviene porque tiene el complemento que yo necesito para mi superación personal, claro y también me inspira un sentimiento de amor, pero no siendo este la base de todo, ya que cuando neurológicamente este se termina, comenzaremos a vernos todos los defectos y quizá lleguemos a la separación.

En la actualidad, la mayoría los seres humanos vivimos insatisfechos y buscamos en otros lo que en uno mismo no encontramos.

Otro factor muy fuerte que encontramos y sobre todo en países como el nuestro, donde aún somos “CONSERVADORES Y TRADICIONALISTAS”, es el casarse por obligación y es ahí, donde desde un principio estamos firmando el fracaso de una unión.

El amor genuino llega con el tiempo, ese amor incondicional que se tienen dos personas que llevan más de 30 años juntos no es porque se casaron muy enamorados, es porque con la convivencia aprendieron el uno del otro. Es ese amor en donde sea como sea y donde sea quieres que el otro esté bien, sin ningún interés personal.

Así que a tanto rollo, mi conclusión seria cásate o júntate con alguien que te convenga tener junto a ti siempre, alguien que le guste salir adelante, que actué proactivamente ante las circunstancias adversas, que tenga afinidad con tus intereses, y eso, siempre tenlo en mente, porque el enamoramiento no dura, y como decía mi mamá, “siempre fíjate con quien vas a andar, aunque sea para pasar el rato, porque recuerda que la mayoría de los matrimonios, comienzan jugando”

CON MAS DE QUE HABLAR………..

ROCIO ESTRELLA