RADIO GRAFÍA – MUDCRUTCH, O LO QUE ES LO MISMO, EL OTRO LADO BUENO DEL GARAGE.

POR MAT.

Este 2016 ha sido marcado por ser un año en cuanto pérdida de artistas por muerte; yo creo que es uno de esos años donde más fuerte se ha sentido la pérdida, empezando desde luego por Bowie. La pérdida se resiente porque cada vez es menos la gente que ofrece proyectos sonoros interesantes, dentro de una agonizante industria en donde pareciera que todo eta escuchado y visto.

Muy pocos valores son los que todavía nos sorprenden, como Adele, quien nos ha entregado sin duda uno de los mejores álbumes de este año.

Pero ¿Qué hay de las grandes y consagradas estrellas? ¿Será que la gran mayoría ya descansa sobre sus laureles sin miras a arriesgar por algo innovador?

Sin duda, Tom Petty pertenece a ese pequeño puño de artistas que aún, a los casi 66 años de edad, arriesga en bien de una ávida comunidad de melómanos hambrientos de música –de la buena- fresca y que tenga un discurso proyectado.

El 20 de mayo –un día antes del cumpleaños de quien escribe esto- de 2016, Petty, mediante Reprise Records en los Estados Unidos lanzó MUDCRUTCH 2, último álbum de aquel que ha sido mas conocido por sus implicaciones con THe Heartbreakers y al lado de los Traveling Wilburys –lo que le ayudó a capitalizar su éxito en países donde no era tan marcado su nombre-

Para aquellos que no tengan la mas remota idea, Mudcrutch es la banda que Petty tenía en sus años de juventud en su natal Gainsville, en Florida.

Era una de tantas bandas de garaje que primero se ensamblaron como respuesta a la invasión británica de los años sesenta y posteriormente fueron evolucionando hasta hacerse de un sonido propio.

Mudcrutch fue una banda contemporánea de principios de los años setenta, que compartía el escenario con Lynird Skynird y con bandas que incluía a futuros miembros de los Eagles. De hecho Tom Leadon. Una de las guitarras de Mudcrutch, es hermano de Bernie Leadon, miembro fundador de la banda de Don Henley y Glenn Frey.

Sería Mudcruch una de las bandas más sólidas del sur de los Estados Unidos; eso sí, a nivel local. Con un disco de grabación casera y con la reputación de ser de los músicos amateurs que más en serio se lo tomaban, Thomas Petty [bajo y vocales], Mike Campbell [guitarra solista], Tom Leadon [guitarra y vocales], Randall Marsh [batería] y el recién reclutado Benjamin Mongomery Tench [teclados] se montan en la station wagon de la mamá de Tench para ir a los Angeles, California, en busca de su siguiente proyecto: grabar un disco que los catapulte a la fama nacional.

Con una actitud desafiante, mezcla de ingenuidad y arrogancia, se dan cuenta que no es tan fácil que les contraten las grandes disqueras, empezando porque no tienen idea de lo que significa un demo, y todas las compañías les solicitan uno.

Las cosas después de todo no son tan complicadas al principio, pues Shelter los contrata. Sacan un sencillo que no pega, se desintegran y de cinco miembros tres se convierten en La base de Tom Petty & The Heartbreakers.

Muchos quizá sepa que pasó con esta banda… una de las más emblemáticas de la música de calidad de los Estados Unidos.

Hace poco más de diez años, Tom Petty decide que para celebrar el 30 aniversario del os Heartbreakers, se rodará un documental sobre la banda [RUNNI’ DOWN A DREAM, dirigido por Peter Bogdanovich]. En la historia se toca le origen con Mudcrutch y el director y Petty consideran adecuado entrevistar a los miembros que no eran Heartbreakers, Tom Leadon y Randall Marsh.

De aquí le surge a Petty la idea de experimentar con ese antiguo concepto. Es así como en 2008 surge el álbum debut de esta banda.

Pero… yo considero que le verdadero debut es este álbum que se nos ofrece en este 2016, con todos los miembros colaborando por igual, todos aportando canciones de su autoría [en el primero era notable que la mayoría eran de Petty], todos cantando y en fin, con una atmosfera de colaboración, más grupal.

2 abre con “Trailer”, si bien una canción ya grabada para un lado B de los Heartbreakers, pero una historia típicamente sureña [una pareja de adolescentes que se casan y por falta de recursos se van a vivir en el remolque de un tráiler].

“Dreams of Flying” es una oda que evoca el pasar de la depresión a las ganas de hacer algo mas relevante, de estar con amigos pero querer salir de la soledad que se trae en el alma…

“Beautiful Blue” continua con esa sensibilidad, con esa forma tan delicada de ver las cosas, de tomar lo cotidiano en algo especial, que contrasta con la alegría y optimismo que descarga Randall Marsh en “Beautiful World”. El simple hecho de dar las gracias por una vida, de saberse amado al lado de una pareja y de poder seguir adelante es algo tan simple, tan elemental pero tan verdadero y tan importante que así se refleja en “Beautiful World”.

En esta visión simple, llega Petty agradecido y perdonando todo en “I Forgive It All” “la gente es lo que la gente le ha hecho y yo no la voy a cambiar” canta con lánguida franquesa casi al final del corte.

“The Other Side of The Mountain” es un corte que funciona para abrir el lado dos en la versión en lp. Es de esas canciones con sonido de película del oeste que bien pudo haber sido buena elección en un álbum de los Wilburys.

“Hope” es de esas canciones honestas que solo sel e pueden escribir a un gran y verdadero amor, no importando si es amistad, pareja, un hijo o incluso Dios…

Es una de las canciones más honestas que Petty ha escrito ya en cuarenta años de carrera comercial.

Toda esa franquesa es cortada por buggie woggie de Benmont Tench, una de las canciones más superficiales del álbum, que no fácilmente borra que le mismo artista de forma solista lanzó un exquisito álbum en 2015.

“Victim of Circunstances” es una divertida canción escrita por Mike Campbell, quien le pide una oportunidad a s pareja, quien no entiende el alboroto que se le ha armado en la carretera y que le ha causado una demora. Está divertida historia se funde con la que, para mies la canción musicalmente más concisa del álbum.

“Hungry No More” suena quizá más a los Hearttbreakers, aunque ellos no quiere decir que sea malo, al fin y al cabo es una banda enraizada y emparentada con Mudcrutch. La música es intensa y Dios no lo quiera la letra pareciera una sútil despedida. Esperemos aún falte rato para eso.

2 ha llegado a lo más alto de las listas, sin videos que le respalden, solo una gira de dos meses por USA y tan rápido después de que Rolling Stone le dio cuatro estrellas de cinco ya el álbum es considerado uno de los mejores de este 2016 y uno de los más vendidos  en los servicios digitales en la categoría de “adulto contemporáneo”… como si ser adulto fuera cosa del pasado -#”$”#%$#%&%&-

Para Petty y su primera banda los elogios sobran.

MUDROCH